¿Dónde se van los expats de vacaciones?

expat vacaciones

Comparte este artículo

En todos mis años de expat (y de no expat, para qué nos vamos a engañar 😉), siempre deseaba que llegasen las vacaciones.

Incluso en países donde no tienes derecho a muchos días, pasaba todo el año trabajando para después poder tener 2 o máximo 3 semanas y volver a Madrid, pero claro, el viaje resultaba costoso y mi salario tampoco era demasiado alto por lo que al final mis vacaciones transoceánicas… ¡me salían muy caras!

Y… total para qué… para estar con los amigos y amigas de siempre, en los viejos bares de siempre y en mi barrio de siempre. ¡Es verdad! Pero, que necesario también volver a casa y poder reconectar, estar con la familia y comerte ese pincho de tortilla que te sabe a gloria sentada en la terraza de siempre.

Mientras tanto ves en las redes sociales como la mayoría de la gente se va a destinos paradisíacos con playas de arenas blancas y mares azules o haciendo un tour por las maravillas de Italia.

Aunque lo tuyo en España también se puede llamar tour porque excepto descansar… ¡haces prácticamente de todo! Las quedadas con los amigos y amigas (que no se han ido a Bali 😉) son muchas. Hay que ver a todo el mundo antes de que se vayan de vacaciones.

Mientras que te tomas la caña con un grupo tu móvil no deja de sonar porque ya llegas 10 minutos tarde a tu próxima cita social. Te estresas porque quieres estar en todas partes, pero ves que no llegas y a la vez te encanta la sensación de estar en casa y poder verlos de nuevo.

Alguna vez te has planteado si quizá no sería mejor pasar tus vacaciones en alguna playa remota donde poder descansar y dejar las preocupaciones. Por supuesto, también tienes derecho a ello, pero… aquí es donde entra el conflicto.

Dispones de muy pocas vacaciones al año… ¿qué haces? ¿Vuelves a casa para ver a los tuyos o decides viajar como turista como hacías antes de ser expat?

De repente la alternativa de no volver a casa hace que te corra un pequeño escalofrío por el estómago o quizá no, pero sabes que probablemente tu madre se va a enfadar y no le va a sentar bien. De repente algo tan simple como disfrutar de tus vacaciones se puede convertir en un conflicto de lealtades.

 ¿Y si tienes pareja? Aún se complica más la historia porque si es también de España, entiende tu situación, pero… si es del país donde vives, puede entender tu necesidad, pero para nada apetecerle disfrutar de sus vacaciones con tu familia y tus amistades en España.

Pero vamos a complicarlo aún más, ¿qué pasa cuando tienes hijos o hijas? Les vas a privar de pasar el poco tiempo del que disponen con su familia, sus abuelos, sus tíos… Conocer sus raíces españolas, hablar el idioma y, por ende, ¿permitirles conectar con esa parte que también es tuya y te representa?

Lo sé, son muchas dudas las que de repente se abren y no sabes bien cómo solucionarlas. Sientes culpabilidad muchas veces, otras piensas que eres egoísta.

Esos son los conflictos y dilemas a los que nos tenemos que enfrentar cuando somos expats. Efectivamente se van complicando aún más según vamos ampliando la familia, también porque nos vamos dando cuenta que pertenecemos a ambos sitios.

 ¿O a la vez a ninguno? Eso cuando tenemos un mal día, pero cuando el día es bueno, que bien que perteneces a dos culturas, las entiendes y las practicas con todo lo positivo que eso conlleva y de aprendizaje, no solo para ti sino también para tus hijos e hijas.

Eres valiente porque sé que no es un camino fácil, pero si muy interesante.

Uno de los objetivos de la terapia intercultural es acompañar a las personas a transitar ese mar de culpabilidades y lealtades, a veces no bien entendidas y que somos nosotros mismos, quienes muchas veces, nos imponemos.

Para cualquier duda que tengas será un placer poder apoyarte en tu proceso por lo que no dudes en contactar conmigo a través de la sección de “Contacto” de la web o mensaje privado en mis redes sociales.

Pero cuéntame, ¿tú que vas a hacer estas vacaciones?

Si te ha gustado y piensas que puede servir a más personas como tú, ¡comparte con tu comunidad expat!

Comparte este artículo

2 comentarios en “¿Dónde se van los expats de vacaciones?”

  1. Que gran verdad!! Las vacaciones de vuelta a casa. Un clásico de los expats. Sobre todo los que tienen niños y quieren que vean a los primos, los abuelos, «que echen raíces» etc. Pero a ala vez te queda ese sabor agridulce que…»no acaba de tener sabor a vacaciones».

    Uno de los aspectos a trabajar aqui es precisamente ese concepto: VACACIONES

    Que parece que tenga una definición, forma, finalidad UNICA. Como tantas otras cosas en la vida. Y que una vez mas, ejerce de barrera, limitándonos disfrutar de la vida TAL Y COMO ES 🙂

    1. Muchas gracias Karina por tu interesante apunte! Efectivamente, uno de los puntos a trabajar siempre es el disfrute de las cosas tal y como son 🙂
      Me alegra que te haya resultado interesante!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *